Los Reales de Kansas City necesitan pitcheo abridor si quieren tener alguna esperanza de lucir respetables en el 2013, aún con una ofensiva que debe ser cómodamente por encima del promedio. Con eso en mente, ellos adquirieron al derecho dominicano Ervin Santana de los Angelinos de Los Angeles el miércoles por el lanzador zurdo de liga menor Brandon Sisk.

Ervin Santana Angelinos
AP Photo/Denis PoroySantana tuvo efectividad de 5.16 en el 2012, pero en el 2011 fue de 3.38.
Santana fue algo duro de ver en el 2012, y recuerden que él fue un abridor efectivo, e incluso por encima del promedio en tres de las pasadas cuatro temporadas. Sin embargo, la pérdida de algo de su velocidad lo hizo más propenso a que le conectaran cuadrangulares  un pitcheo que a las 93 mph hacía abanicar en ocasiones a los bateadores se convirtió en una recta de práctica de bateo de 89-90, con cerca del 60 por ciento de los jonrones que permitió (y permitió 39 vuelacercas, líder en ese departamento en la Liga Americana) con esa recta de cuatro costuras.

Su slider sigue causando que los bates fallen, a pesar que dejó una buena parte de ellos dentro de la zona este año, y su cambio ya no es lo suficientemente confiable como para que no fallen los bates, por lo que depende más de su slider. Veo algunos problemas en su mecánica que otro coach de pitcheo podría ayudarle a encarar, pero además necesita encontrar esa velocidad perdida y aprender a lanzar ese slider para strikes. Le queda suficiente material crudo para hacerle pensar a varios equipos  quizás como los Reales  "¡podemos arreglarlo!", pero al menos ahora Kansas City lo tiene con un gran contrato de un año con la promesa de que podría volver al mercado en el próximo invierno luego de una mejor actuación.

Sisk es un potencial especialista zurdo, que trabaja con una recta no tan poderosa, pero sí tiene un modo de lanzar a tres cuartos que lo ayuda a lanzar un slider de 81-83 mph que cae lejos de los bateadores zurdos. No tiene una buena arma para sacar a los bateadores derechos, ya que ellos ven bien la pelota cuando sale de su mano, y hay suficiente violencia en su forma de lanzar que es poco probable que llegue a lograr un control promedio.

Santana tiene una opción del equipo de $13 millones para el 2013 con una opción de salida de $1 millón. Los Angelinos habían ejercido la opción antes de hacer el cambio, y le estarán enviado $1 millón a K.C. junto con Sisk.

Si los Angelinos no fuesen a ejercer la opción o si le fuesen a hacer la oferta necesaria para poder recibir el turno de compensación en el sorteo del año que viene, Sisk es mejor que nada, pero no lo veo como algo más que un relevista especialista en zurdos.