Una guía para el Total QBR

FECHA
21/02
2013
por Dean Oliver, Dir. Analíticas ESPN Stats & Information
Peyton ManningAPPeyton Manning dominó los campos considerados para el Total QBR durante la temporada de 2012.

Al principio de un partido empatado a cero, un mariscal lanza un pase de 20 yardas justo por arriba de los brazos extendidos de un defensor y a las manos de su receptor previsto, quien la agarra a pesar de la distracción, y luego corretea las últimas 15 yardas para un touchdown.

Otro mariscal, perdiendo por 30-10 con cinco minutos por jugar en el último cuarto, lanza un pase corto de 3 yardas para su corredor, que se maniobra entre la defensa preventiva y corre otros 32 metros para ganar una primera oportunidad en el territorio rival.

Ambas son buenas jugadas, pero etiquetarlas como "bueno" no es suficiente. Cada jugada tiene un nivel diferente de contribución a ganar, y cada jugada tiene un nivel diferente cuando nos referimos a la contribución del mariscal de campo. ¿Cuál es la contribución del mariscal de campo en cada situación para aumentar la probabilidad de ganar? Entrenadores, jugadores, y también fanáticos quieren saberlo.

El Total QBR es una estadística que incorpora el contexto y los detalles de los pases y lo que significan para triunfos. Está construida a nivel de equipo, pero también individual, sobretodo se enfoca en el mariscal de campo. Primero interpretamos como una jugada afecta al equipo y luego damos crédito individual al mariscal.

A nivel de equipo, los elementos necesarios para ganar no son revolucionarios: sumar puntos y evitar concederlos. Ya en la década de los 80, "The Hidden Game of Football" hizo un trabajo pionero sobre este tema y sobre cómo se relacionan los puntos y yardas obtenidas. Volvimos y actualizamos los temas del libro, y también fuimos más allá. A nivel individual, la información más detallada que involucramos acerca de lo que hacen los mariscales de campo es realmente necesaria. Además, Brian Burke en AdvancedNFLStats.com ha hecho un trabajo muy bueno en el avance de este esfuerzo, y FootballOutsiders.com ha contribuido al desarrollo con datos gráficos. Pero, en los últimos tres años, ESPN ha trazado los partidos de fútbol americano con detalle inmenso. Al poner todas estas ideas y la incorporación del repartimiento de crédito, hemos construido un indicador que nos valúa al mariscal de campo: el Total Quarterback Rating, o Total QBR para abreviar.

Lo que sigue es un resumen de lo que sucede en el QBR. Fueron miles de líneas de código para implementar, pero vamos a mantener la explicación lo más corta posible.

PROBABILIDAD DE VICTORIA Y PUNTOS ANTICIPADOS

El objetivo detrás de las métricas es determinar cómo un jugador en particular puede contribuir a una victoria de su equipo. Aquí en ESPN revisamos y analizamos extensos datos de la NFL de los últimos diez años con el objetivo de determinar cómo un evento en particular, o una jugada, afecta el resultado final del mismo. En términos matemáticos, analizamos cómo una acción afecta, o puede afectar, la función que indica la probabilidad de victoria con la que cuenta un equipo.

LOS ELEMENTOS BÁSICOS DEL TOTAL QBR

Aquí explicamos los elementos fundamentales del Total Quarterback Rating:

Evaluación de puntos: De 0-100 (0 mínimo, 100 máximo). El promedio medio por mariscal sería 50.

Probabilidad de victoria: ¿De qué manera una jugada, o una acción, contribuye a una victoria? Todas las jugadas de los mariscales se evalúan de una forma: se analiza cómo una jugada particular del mariscal de campo afecta el trámite del partido y luego reciben puntaje basado en esa idea. De esta manera el mariscal puede recibir puntaje en cualquier jugada en la que se vea involucrado.

Repartiendo mérito en la jugada: El Total QBR tiene en cuenta eventos como pases fallidos (ya sean largos o cortos) y yardas acumuladas por el jugador que recibe un pase, entre otras acciones del juego. El objetivo de tener en cuenta estos factores es puntuar al mariscal de la manera más certera posible.

Índice Crítico: El Índice Crítico intenta medir la importancia de una jugada en particular. Es decir, de qué manera esa misma jugada ha afectado el resultado final del partido.

Joe Flacco
APFlacco se mostró dominante bajo presión en la postemporada

Para la función de probabilidad de victoria todos los triunfos son iguales, ya sea 45-3 o 24-23. De todas maneras hay una diferencia entre esos dos resultados y vale la pena aclararla. El primer resultado (45-3) refleja un dominio total mientras que el segundo representa a dos equipos parejos. Por lo general, cuando un equipo gana ampliamente se le hace más fácil marcar puntos a lo largo del partido. No es lo mismo anotar 14 puntos cuando un equipo gana 28-0 y ponerse 42-0, que anotar 14 puntos cuando un equipo pierde 13-0 y ponerse 14-13. Evidentemente, los 14 puntos anotados en estos dos ejemplos tienen distinto valor y eso se pierde en la computación del Total QBR. En fin, los puntos anticipados son el parámetro para evaluar al mariscal y su contribución a la probabilidad de victoria.

Ya desde los años 80 se había investigado el concepto general de puntos anticipados. En un estudio, la compañía Pete Palmer & Co., menciona el 'potencial de puntos', una idea que intentaba medir el valor de las jugadas. Este concepto exploraba la valuación de puntos en las jugadas. Lo hacía de esta manera: a medida que un equipo se acerca a la zona de anotación, ese equipo suma puntos en el trayecto. Brian Burke profundizó aún más esta idea y estableció que una tercera oportunidad y diez desde la mitad de campo tiene menos 'puntos anticipados' que un primero y diez desde el mismo lugar. Lo que Burke decía era que la oportunidad y la distancia también importan cuando se busca predecir la cantidad de puntos que anotará un equipo. Nosotros extendimos estos conceptos e incluimos otros factores para determinar cómo una jugada puede contribuir a la suma de puntos anticipados. Algunos de estos factores son: tiempo en el reloj, si se juega en casa o afuera, tiempo muerto y también la superficie del campo.

Es importante aclarar que los puntos anticipados son puntos netos. Existe la posibilidad de que haya equipos con puntos anticipados menor que 0. Esto implicaría simplemente que el otro equipo tiene más posibilidades de anotar. Esto sucede cuando un equipo se encuentra acorralado en la zona de defensa de su campo.

REPARTIMIENTO DE MÉRITO

El repartimiento de mérito en la jugada es el próximo paso a analizar. Repartir el crédito de una jugada entre los participantes de la misma es uno de los elementos más difíciles en el deporte. Sin embargo es un elemento importante y tiene que ser evaluado. Sería incoherente usar esta métrica sin analizar el rol de todas las partes de un equipo.

En un pase, por ejemplo, vemos algunos componentes básicos que forman parte de la jugada:

 

  • La protección al mariscal para que puede efectuar el pase


  • El pase en sí


  • La recepción del pase por un compañero


  • La corrida (yardas adicionales) del receptor del pase

 

Aquí describimos algunas acciones que pasan durante la jugada: Apenas empieza la jugada, la línea ofensiva bloquea y el quarterback busca opciones. Los dos cuentan con la responsabilidad de mantener viva la jugada. Los receptores tienen que abrirse para que el mariscal tenga opciones de pasar la pelota. Ellos también cuentan con algo de responsabilidad. Luego el mariscal tiene que pasar la pelota de manera efectiva y el receptor correr y abrirse para facilitar el hueco. A veces, el receptor no se abre bien y el mariscal tiene que ajustar su pase mientras que otras veces el receptor tiene que hacer un esfuerzo extra para tomar una pelota. Las yardas adicionales obtenidas por el receptor del pase también son elemento a detallar. Hay veces que el mariscal hace un pase a la carrera, mientras que otras veces el receptor elude a rivales y encuentra espacio para correr. Cualquiera sea la manera de computar y asignar puntaje a cada partícipe de una jugada, todos suman puntos para el equipo. Estos puntos se llaman puntos anticipados agregados.

El sistema de video de ESPN ha sido muy útil para decidir cómo repartir mérito en las jugadas. Pases largos, cortos, perdidos, defendidos y yardas adicionales por receptor quedan registrados. Lo más importante fue absorber esta información y decidir qué tuvo que ver el QB en cada jugada.

Hay veces en las que un pase caído no es la culpa del receptor. Distintos factores ajenos pueden afectar la recepción del pase. Por ejemplo, el balón se puede caer de las manos del receptor porque él mismo se apuró y pensó que tal vez un defensa lo iba taclear. Quizás el defensa leyó la jugada y se anticipó al pase. En fin, es importante destacar que hasta las veces que el receptor pierde o deja caer el balón, el pasador puede tener algo de responsabilidad.

En la mayoría de las jugadas, a los mariscales se le da crédito basado en el resultado de la jugada. Por ejemplo interferencias, pases encallados, corridas, tacleadas recibidas, balones sueltos, recuperaciones del balón (Carson Palmer recuperó un balón suelto por un compañero en un partido de los Cincinnati Bengals).

No le hemos dado ningún tipo de mérito o crédito al mariscal en las jugadas en las cuales él entrega la pelota a un corredor. Nuestros expertos de la NFL nos han comentado que hay muchos mariscales que son muy efectivos leyendo la línea defensiva contraria. Lamentablemente, sería prácticamente imposible incorporar ese dato a la ecuación.

ÍNDICE CRÍTICO

El primer paso para medir que tan crítica es una jugada, es determinar la importancia de la jugada misma en términos de puntos anticipados. Una jugada normal tiene un índice crítico de 1,0. Por ejemplo, un primero y diez de la yarda 10 en el comienzo del segundo cuarto tiene un valor de 1,0. En cambio, cuando la situación es más crítica, la jugada tiene un valor de 2,0 en el índice. El máximo número posible es un 3 (lo más crítico) y el valor mínimo es 0,3.

Aaron Rodgers
APRodgers suele disparar sus cifras de Total QBR

Estos números fueron computados tras analizar cómo distintas situaciones pueden afectar el promedio de la probabilidad de victoria. Una jugada crítica se juzga basada en que tan parejo está el partido en el momento de la jugada. Por ejemplo, ir perdiendo por cuatro puntos, con tres segundos en juego, y teniendo una tercera oportunidad, es una jugada bastante crítica. ¿Por qué? Porque pase lo que pase, la jugada tiene el poder de alterar el resultado. El equipo puede ganar el partido o puede perder. La misma jugada desde la mitad del campo no tiene el mismo grado de valor ya que es muy improbable que esa jugada altere el resultado final del partido.

En las jugadas en que el mariscal tuvo una contribución crucial, sus números del índice crítico se multiplican por los puntos anticipados. Luego se dividen por la suma de los índices críticos y finalmente se multiplican por 100 para obtener un valor crítico de puntos agregados cada 100 jugadas.

UNA PUNTUACIÓN DE 0 A 100

El paso final es transformar el valor de los puntos anticipados (con la incorporación del valor crítico) a un número de 0 a 100. La idea es resumir toda la matemática para comunicar eficientemente lo que nos da el QBR. Un valor de 90 o más es una gran puntuación ya sea en una jugada, o un partido a lo largo de la temporada. Un valor de 14 puntos es otra historia; 50 es la media y también el promedio que QBR genera temporada tras temporada.

Por lo general los mejores puntajes del QBR tienden a ser de 75 puntos o más durante el curso de una temporada entera. Cuando hablamos de un partido solo, el QBR puede llegar a hasta más de 90. Un jugador como Aaron Rodgers puede tener un gran día donde complete 31 de 36 pases y acumula 366 yardas, hace tres pases de TD, y él mismo hace otro. En este partido en particular su QBR sería muy alto, pero sería muy difícil mantener ese ritmo durante toda una temporada.

AJUSTE DEFENSIVO

En el QBR decidimos no involucrar la información del equipo oponente. Es decir en el momento de la jugada no importa quién sea el equipo que defiende. La razón por la cual decidimos no efectuar el ajuste en defensa es porque le quitaría flexibilidad al Total QBR. Ya es bastante flexible en sí con la evaluación de las categorías que ya repasamos y el componente de cada jugada. Agregarle el ajuste defensivo no sería necesario ya que las defensas en la NFL no son una constante y varían año con año y partido con partido.

Habrán momentos en los que valoraremos la jugada con respecto a la defensa del equipo contrincante pero no será algo común.

CONCLUSIÓN

El QBR es un entendimiento de cómo funciona el fútbol americano, y su objetivo es obtener resultados que muestren ese entendimiento. Por ejemplo, el QBR entiende que una jugada en momentos críticos es importante para el mariscal o que un pase largo de 40 yardas vale más que un pase de 5 yardas. Total QBR entiende y valora esas diferencias en las jugadas al igual que lo hace un aficionado. Es cierto que los fundamentos de esta métrica fueron calculados usando análisis estadístico pero los resultados confirman la misma intuición que tiene un aficionado cuando observa y entiende el juego. Sólo que el QBR usa recursos y análisis un poco más detallados.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.