Ishe Smith, Floyd Mayweather, J'Leon Love
Tom Casino/ShowtimeIshe Smith y J'Leon Love son parte de la promotora de Floyd Mayweather
LAS VEGAS -- Cuando Floyd Mayweather Jr., de 36 años y el rey libra por libra, firmó su contrato de 30 meses y seis peleas con Showtime/CBS previamente este año, sabía que era para la etapa final de su brillante carrera.

Así que mientras Mayweather quizás gane alrededor de poco más de $200 millones con el acuerdo -- y quizá más dependiendo de los resultados que arrojen sus eventos de pago-por-evento -- también piensa ya en la vida luego del boxeo.

Mayweather (43-0, 26 KO) pone en marcha el contrato con su defensa del título welter contra el monarca interino Robert Guerrero (31-1-1, 18 KO), la noche del sábado (Showtime PPV, 9 ET), en el MGM Grand Garden Arena, y planea pelear otra vez el 14 de septiembre, en un esfuerzo por estar lo más activo posible respecto a los últimos años. Pero también está la parte acerca de preparar las cosas para la próxima etapa en su carrera, la cual quiere que sea como promotor.

Al igual que lo hiciera su alguna vez rival Óscar de la Hoya en 2002, cuando fundó Golden Boy Promotions algunos años antes de que se retirara -- y que se convirtió en una de las dos principales promotoras en el mundo junto a Top Rank --, Mayweather fundó Mayweather Promotions hace algunos años.

Pero hasta época reciente, no había estado muy activo programando funciones o firmando peleadores. Eso ha cambiado con la compañía involucrándose en varias carteleras, con la ayuda de Golden Boy, cuando el jefe no está incluido en las funciones.

El acuerdo de Mayweather con Showtime sin duda incluye cláusulas que le dan a su compañía fechas y lugares para que sus peleadores tengan exposición. Todo es parte del plan de Mayweather.

"Mi meta a largo plazo es que un peleador me rebase", dijo Mayweather. "Quiero ser parte de un boxeador llegando a la cima. ¿Quién no quiere ser parte de un boxeador llegando a lo más alto? Me gustaría ser parte de eso. Lo único que puedo hacer es mantener mis dedos cruzados y esperar lo mejor, y constantemente ponerlos en la mejor posición posible. De eso se trata ponerlos en la mejor posición posible".

Mayweather mantiene cerca a sus boxeadores. Usualmente ellos entrenan en su gimnasio en Las Vegas, y él a menudo los observa y entrena junto con ellos.

"Como les predico todo el tiempo -- nos sentamos, hablo con ellos y les digo acerca de mi vida, cómo aprendí cosas a una edad temprana", afirmó Mayweather. "Quiero ayudar a los peleadores jóvenes. Siempre le digo a los púgiles que veo las cosas desde ambos lagos, como promotor y peleador. Yo peleo al igual que ellos. Don King no puede verlo desde el punto de vista de un peleador. Bob Arum tampoco. Porque ellos no son peleadores, son solamente promotores".

Mayweather Promotions, operado en el día a día por Leonard Ellerbe, consejero por muchos años de Mayweather, tiene a ocho peleadores en su establo, incluyen al campeón superwelter Ishe Smith, y algunos de los peleadores en la cartelera de soporte del sábado, incluyendo al prospecto medio J'Leon Love, quien abre la transmisión de pago-por-evento contra Gabriel Rosado, el prospecto semicompleto Badou Jack y los jóvenes súper medios Ronald Gavril y Luis Arias.

"Ponemos a nuestros muchachos de manera sólida", dijo. "Una cosa acerca de nosotros es que los programamos de esa forma. Estamos construyendo lentamente nuestro equipo. Con nuestros peleadores pienso que es diferente que cualquier otra compañía. Se mantienen unidos pese a que algún día tendrán que enfrentarse entre ellos porque así es el deporte, este es el negocio. Pero, por el momento, todo fluye de manera suave".