<
>

San Lorenzo sigue de racha y venció a Argentinos

play
San Lorenzo le ganó 2-1 a Argentinos (3:20)

Con goles de Stracqualursi y Buffarini, el equipo de Pizzi derrotó por 2-1 al Bicho en La Paternal. (3:20)

  • Comentar
  • Comentar

BUENOS AIRES (Télam) -- San Lorenzo, que ganó
tres de los últimos cuatro partidos, sumó una gran victoria por 2-1 sobre Argentinos Juniors, en La Paternal, y de esta manera
reforzó su sueño de mantenrse en la máxima categoría del fútbol
argentino, en un encuentro válido por la 17ª fecha del torneo
Inicial.

Los goles del conjunto que dirige Juan Antonio Pizzi, que
terminó con diez por la expulsión de Walter Kannemann (48m. ST),
los marcaron Denis Stracqualursi (13m. PT) y Julio Buffarini (42m.
PT); mientras que Gustavo Oberman descontó para el equipo local
(25m. ST).

San Lorenzo, con este triunfo, el primero de visitante en el
torneo, alcanzó las 22 unidades y engrosó su promedio (1,215);
mientras que Argentinos se quedó con 19 puntos.

El desarrollo del primer tiempo fue apenas discreto, ya que
ambos equipos lucieron imprecisos y con escasas ideas para generar
peligro.

Sin embargo, San Lorenzo, en uno de sus pocos aciertos, a los
13 minutos, se puso en ventaja con una exquisita definición de
Stracqualursi (quinto gol consecutivo en cuatro juegos), tras un
muy buen pase de Enzo Kalinski.

Antes y después pasó poco y nada, pero el equipo de Boedo
mostró una mejor cara que su rival.

Y producto de eso, en su segundo acierto, marcó el 2 a 0, con
un gran remate de Buffarini, a los 42 minutos, que le ganó la
posición Nicolás Batista en un retroceso defensivo. Un premio
desmedido.

Pero Argentinos jugó realmente mal: endeble en defensa,
impreciso en la mitad de la cancha y apático en ataque.

Entonces a San Lorenzo le alcanzó con mostrar solidez atrás,
algo de juego y presión en la mitad de la cancha y contundencia
arriba. Pero la diferencia sustancial fue la actitud de uno y otro.

En el complemento casi nada había cambiado hasta los 18
minutos, cuando entró Leandro Navarro por Alan Ruiz, ya que Pizzi
apostó -inexplicablemente- a un triple cinco y resignó la posesión
de la pelota.

Y todo se potenció a los 25 minutos, cuando Oberman (ingresó
por Santiago Nagüel en el entretiempo) realizó una jugada bárbara y
clavó el 1-2.

A partir de ese momento, Argentinos creció (más por actitud
que por juego) y estuvo cerca del empate con un remate de Alejando
Capurro (reemplazó a Sebastián Navarro), a los 28 minutos.

San Lorenzo, a todo esto, se convirtió en un manojo de
nervios, pero casi marca el 3-1, 120 segundos después, con un
disparo de Stracqualursi.

Pero más allá de los merecimientos o el juego de uno y otro,
el resultado quedó abierto hasta el final.

De hecho lo tuvo Juan Luis Anangonó, a los 38m., pero su
remate encontró una fortuita y estupenda intervención de Pablo
Migliore. Fue la última clara de Argentinos.

Sobre el final, en el Ciclón fue expulsado Walter Kannemann, por doble amonestación.

Después no hubo nada más y San Lorenzo se abrazó a una
victoria complicada, pero merecida. Es que hizo y deshizo. Pero al
final ganó.