<
>

River debutó con un gran triunfo en Córdoba

play
River derrotó 2-1 a Belgrano en Córdoba (3:31)

Con goles de Vangioni y Luna, River venció 2-1 a Belgrano en Córdoba en la 1era fecha. Ponzio fue expulsado. (3:31)

  • Comentar
  • Comentar

CÓRDOBA -- Un bombazo de Leonel Vangioni le abrió a River Plate en la noche de este domingo el camino hacia la victoria con un futbolista menos ante Belgrano por 2-1 en el colmado Estadio Mario Alberto Kempes.

Por la primera fecha del Torneo Final, el equipo de Ramón Díaz había quedado disminuido desde el comienzo del segundo tiempo por un golpe que el emblemático Leonardo Ponzio le aplicó a César Pereyra sin que la pelota estuviera en ese lugar, pero, a los 22 minutos, Vangioni, quien parece haber llegado a River con el pan bajo el brazo, disparó de 25 metros con suma potencia y logró el gol que despejó el sendero, el del 1-0.

En esa escena clave, el franco argentino David Trezeguet jugó hacia atrás para favorcer la llegada de Vangioni y el dinámico futbolista que desembarcó este año como refuerzo emitió un zurdazo con puntería y explosión, que se metió a la izquierda de Juan Carlos Olave.

Así, en el primer remate al arco de todo River en ese segundo período, el conjunto Millonario dio un paso fundamental para apoderarse de los tres puntos que estaban en juego.

Si se tratara de boxeo, habría que decir que Vangioni metió un golpe de nocaut.

Ya cerca del desenlace, el recién ingresado Carlos Luna aumentó la diferencia al resolver una réplica con un remate cruzado, hacia el poste derecho de Olave.

Claro que Belgrano distó de darse por vencido y sobre la hora descontó por un tiro próximo de Guillermo Farré, que fue incapaz de contener Marcelo Barovero. De este modo, el River del riojano sigue disfrutando del verano de 2013, en el que ya celebró dos triunfos en los superclásicos y empató otro, más allá de que en esa ocasión después perdió en el desempate desde el punto del penal.

Este River que viene dulce en el primer segmento vio bloqueados sus intentos por las bandas, ya que Ricardo Zielinski se ocupó de presionar al uruguayo Carlos Sánchez y a Vangioni para privarlos de los espacios que tan bien suelen aprovechar para abastecer a sus compañeros o directamente buscar conquistas propias.

En esa etapa la chance más neta la tuvo el local, porque un cabezazo del Picante Pereyra pegó en el travesaño.

En la segunda parte con la tarjeta roja para Ponzio a River pareció que se le complicaba la visita al escenario cordobés.

Tanto fue así que el conductor de los Piratas se animó a poner a un delantero como Lucas Melano en reemplazo del mediocampista Martín Zapata, quien además estaba amonestado.

Pero cuando Belgrano creía más en su chance para imponerse, apareció Vangioni para aniquilar el cero a cero y poner en marcha el éxito de los de la banda roja.

Cuando amplió la distancia Luna dio la impresión de que a Ramón en la noche del domingo se le cumplían todos los deseos, y prácticamente así fue, ya que tras el gol de Farré a Belgrano no le quedó tiempo para nada más.