Palmeiras dejó pasar una chance

Actualizado el 29 de mayo de 2010
EFE

RÍO DE JANEIRO -- El Palmeiras, que cedió un empate a cero en casa ante el Gremio Prudente, y el Avaí, que hizo otro tanto como local frente al Vitoria, desperdiciaron la oportunidad de alcanzar al Corinthians, actual líder en la clasificación del Campeonato Brasileño.

Tanto Palmeiras como Avaí, que estaban con 7 puntos en la clasificación, tenían la posibilidad de aprovechar su condición de locales y favoritos para sumar los tres puntos que necesitaban para alcanzar los diez que le permiten al Corinthians mantenerse aislado en la punta.

Ambos fracasaron, al igual que el Flamengo, que cedió un empate a uno en el estadio Maracaná de Río de Janeiro ante el Gremio en el tercer partido anticipado de la quinta jornada y que contó con la presencia del primer ministro de Turquía, Recep Tayip Erdogan, y varios miembros de su Gobierno, como espectadores en la tribuna de honor.

El Palmeiras, que hoy debutó en su nueva casa, el estadio Arena Baruerí, no consiguió abrir el marcador frente al Gremio Prudente, un club recién ascendido a la primera división que permanece en los últimos lugares de la clasificación de la Liga este año.

El club verde mostró que juega como si estuviese en casa en la Arena Baruerí, el estadio que alquiló mientras reforma el Palestra Italia, pero no consiguió transformar su dominio en goles, algo con lo que no contaba frente a uno de los clubes teóricamente más débiles del actual campeonato.

El empate le permitió al Palmeiras meterse temporalmente entre los cinco primeros de la clasificación, pero esa condición es efímera porque los otros miembros de ese grupo selecto disputarán mañana sus partidos por la quinta jornada.

El equipo verde de Sao Paulo desperdició varias oportunidades de gol en el primer tiempo y en el segundo tuvo aún más dificultades frente a la portería de Marcio.

El Avaí, un club también recién ascendido de la segunda división y que viene sorprendiendo en los primeros lugares de la clasificación, igualmente desperdició su condición de anfitrión en el estadio Ressacada de la ciudad de Florianópolis y tuvo que conformarse con un empate sin goles frente al Vitoria.

El empate, sin embargo, le permitió al Avaí completar 25 partidos sin perder en casa y ascender temporalmente al segundo lugar de la clasificación, a dos puntos del Corinthians.

Tras un primer tiempo poco brillante que se caracterizó por los errores en los pases de ambos equipos y por llegadas esporádicas, el ingreso del centrocampista Robson en sustitución del defensa Rafael le permitió al Avaí mejorar su poder ofensivo.

Robson consiguió crearle más oportunidades a los delanteros del club local, pero también fueron desperdiciadas.

En el tercero de los partidos anticipados, el Flamengo, el club más popular de Brasil, salió abucheado del estadio Maracaná tras empatar 1-1 con el Gremio.

El club de Río de Janeiro, que esta semana se despidió de su artillero Adriano, ahora jugador del Roma, fue muy superior en el primer tiempo con un inspirado Dejan Petkovic, autor del único gol de los locales.

El serbio, sin forma y cansado tras varias semanas sin pisar la cancha, mostró que puede volver a ser el jugador decisivo que brilló el año pasado, cuando ayudó al Flamengo a conquistar el Campeonato Brasileño.

El Flamengo, sin embargo, se cansó junto con el serbio y dejó que el Gremio empatara en el segundo tiempo y que pasara a dominar el partido. Pese a que intentó desempatar en los últimos minutos y a que Vagner Love llegó a anotar un gol incorrectamente anulado, el equipo de Río de Janeiro volvió a frustrar a sus exigentes hinchas.

La quinta jornada será completada mañana con siete partidos, entre los cuales el derbi en el que el Corinthians intentará defender su posición de líder frente al peligroso Santos, que puede convertirse en el nuevo líder con una victoria.

El Corinthians sentirá la baja del internacional Ronaldo, que estará de baja hasta después del Mundial por una lesión, pero podrá alienar al también campeón mundial Roberto Carlos.

El Santos, en cambio, podrá contar con los juveniles Neymar y Ganso, dos de las grandes revelaciones del fútbol brasileño en los últimos tiempos y que finalmente no fueron convocados para el Mundial pese a las presiones de los hinchas.

Los otros partidos del domingo son: Guaraní-Sao Paulo, Atl. Mineiro-Fluminense, Internacional-Atl. Paranaense, Ceará-Cruzeiro, Atl. Goianiense-Goiás y Botafogo-Vasco da Gama.