Imhoff: "Siento una alegría muy grande"

Actualizado el 14 de noviembre de 2012
Por Ignacio Barrón
Scrum.com

Juan ImhoffProFocus / Martín Seras Lima
LILLE (ENVIADO ESPECIAL) -- La velocidad y la presencia de Juan Imhoff dirán nuevamente presente en el equipo titular de Los Pumas para enfrentar a Francia, este sábado, en Lille. El formado en Duendes de Rosario sumará su segundo partido como titular en esta gira, luego de su gran performance en Cardiff ante Gales.

En diálogo con Scrum, el wing de Racing Métro, habló sobre su momento y el del equipo argentino. Imhoff transpira rugby y lo desliza en todas y cada una de sus declaraciones. Un jugador que, con 24 años, no sabe de otra curva que la ascendente.

-¿Cómo estás después de haber sido titular en un la victoria ante Gales y ahora repetir frente a Francia?
-Lo que siento es una alegría muy grande. Tengo una ansiedad, una excitación, algo raro que siento en el cuerpo que es querer dar un pasito más arriba del partido que se hizo en Cardiff. Las exigencias van a subir cada vez más. A veces siento que no me alcanzan las horas para tratar de mejorar esos puntitos que faltan, pero estoy feliz. Trato de disfrutar la semana pero es muy difícil porque me estoy volviendo loco por tratar de repetir las cosas buenas y mejorar las que hice mal.

-¿Cómo trabajás durante la semana esos puntos que mencionás?
-A este nivel se trabaja mucho dentro de la cancha pero también afuera. Algo que me ha enseñado mi viejo es la "cancha interna". Vivir el partido en la cabeza para poder anticipar las cosas que van a pasar. Creo que lo estoy laburando mucho de esa forma, por eso dije que me vuelvo loco porque en los momentos libres de pensar y pensar en el partido a veces transpiro por las ganas.

Si hay algo en lo que Imhoff se destaca, eso es en su potencia goleadora. En 12 tests históricos con Los Pumas, el wing convirtió 11 tries, una medida no habitual para un jugador con la camiseta celeste y blanca: "Los tries tienen su cosa de suerte y, vamos a decir una verdad, me encanta jugar con la pelota. Los demás juegan bien y me generan el espacio, a mí sólo me toca definirlo. Me imagino haciendo tries, hacer puntos es algo muy importante en el rugby. No voy a decir que me lo pongo como objetivo porque es algo muy difícil, pero sí lo sueño y lo vivo toda la semana y me imagino apoyando la pelota".

-La semana pasada compartiste posición con Gonzalo Camacho, ahora te toca con Horacio Agulla quien te elogió después del partido frente a Gales, ¿hablaron de este test?
-Sí la verdad es que con Horacio y con Gonzalo hablo muchísimo. Son dos modelos a seguir. Todos tendrían que conocerlos para saber lo lindo que es competir y tener personas así al lado. Yo los miro y los trato de imitar, sacarles el jugo. Jugar con Horacio es una alegría inmensa. Es un jugador que admiré desde 2007 y antes también en su época de Hindú. La única lástima es que no juega Gonza pero estamos los tres y jugar todos es lo más lindo.

Por otro lado, el jugador de Racing Métro analizó los puntos a destacar sobre Francia. "Si podemos darle el mismo ritmo que con Gales, los espacios van a aparecer solos. Es muy difícil vulnerar defensas tan armadas como las de hoy en día. Creo que la forma que de poder hacerlo es gastándola. La defensa se gasta. Antes me ponía mal por agarrar la pelota y que me tackleen. Y la realidad es que no, es normal. Nosotros tenemos que lograr que nos tackleen y vamos a ver cuántas veces lo pueden hacer. Llegar hasta el lugar donde nosotros queremos y tener otros recursos para poder jugar".

-¿El resultado de Francia ante Australia (33-6) le pone más peso al partido?
-No sólo que le haya ganado a Australia, sino del equipo que tienen habla de que están muy bien. Francia está en un gran nivel, para nosotros es un buen desafío. Y con cosas diferentes, con un scrum muy potente, ellos por momentos juegan a la Argentina, a ver en el uno a uno quien gana la puja. Creo que no nos intimidan pero sí nos hacen prestar atención.

-¿Es un clásico?
-Estoy seguro que para los franceses sí, así que deberíamos tomarlo de la misma forma para que sea un partido bien lindo.