Cardozo, cerca de los 100 goles

null
EFE

LISBOA -- Tan discutido como idolatrado entre la hinchada del Benfica, el ariete paraguayo Óscar Cardozo se situó a apenas tres goles de alcanzar la centena de tantos en la Liga lusa después de su doblete logrado el lunes ante el Sporting de Lisboa.

Benfica
APEl paraguayo acumula 97 goles en la Liga lusa

Apático para sus detractores y efectivo según sus defensores, el internacional paraguayo, de 29 años, aún no ha logrado una amplia aprobación en su sexta temporada en el coloso luso, a pesar de que sus habilidades goleadoras están a la vista.

Las 142 dianas anotadas en las competiciones nacionales e internacionales disputadas con el Benfica le avalan, al menos estadísticamente.

Después de una decepcionante actuación ante el Barcelona en la Liga de Campeones, Cardozo firmó el lunes su enésima reivindicación en la reparadora victoria liguera ante el acérrimo rival capitalino del Sporting (1-3).

Dos tantos -uno de penal y otro de cabeza- y un cabezazo que provocó el primero, anotado en propia meta por el defensa argentino Marcos Rojo, le devolvieron protagonismo en una temporada en la que no es titular indiscutible por la competencia del brasileño Rodrigo Lima y el hispano-brasileño Rodrigo Moreno.

Pero "Tacuara", apodo procedente de una espigada planta tropical de bambú de caña que alude a su alta estatura (1,93 metros), sigue sin enamorar a muchos aficionados del Benfica, que le achacan falta de garra y se quejan de su estilo desgarbado.

Silbidos y reproches a sus actuaciones se han registrado con frecuencia en el coliseo de La Luz, que analiza con lupa el rendimiento del futbolista.

Entre las polémicas entre hinchas y jugador, destaca su reacción en un partido de Liga de Campeones disputado en septiembre de 2010, cuando "se vengó" de sus críticos cuando llegó mandó callar a una parte del estadio cuando anotó un tanto frente al Hapoel Tel-Aviv.

Los defensores de "Tacuara", entre los que sobresale su entrenador en el Benfica, Jorge Jesús, recuerdan que elegancia y efectividad no siempre van de la mano.

"Siempre dije que Cardozo era diferente. No necesita ser elegante o tener mucho el balón. En las pocas veces que tiene el balón, define. Es un goleador", aseveró recientemente Jorge Jesús.

No en vano, el delantero ha aprendido a disimular su lentitud con una potente zurda -ideal para lanzar libres y penaltis-, inteligencia táctica y sentido del oportunismo.

Encumbrado como el futbolista extranjero con más tantos en la historia del club desde hace dos temporadas -por delante del sueco Mats Magnusson-, el goleador de la discordia ha pasado a ser el tercer mejor artillero en competiciones europeas en su club con 26 dianas.

Apenas los portugueses Nené (28) y Eusebio da Silva Ferreira (57), dos leyendas del Benfica, le superan.

El próximo domingo, ante el Marítimo de Funchal, "Tacuara" ansía firmar en su estadio de La Luz al menos un 'hat-trick' y alcanzar la centena de goles.

De momento, cuenta con 97 logrados en 144 partidos (0,67 tantos por partido), aún lejos de los más de 300 de Fernando Peyroteo (Sporting), Eusébio (Benfica) y Fernando Gomes (Oporto).

Cardozo atraviesa, no obstante, un delicado proceso de renovación, pues su contrato, con una cláusula de 60 millones de euros, acaba en el 2014.

Situado en las órbitas de clubes como el ucraniano Dinamo de Kiev, los turcos el Galatasaray y el Besiktas e incluso el español Villarreal, el jugador natural de Juan Eulogio Estigarribia está listo para firmar el contrato de su "vida", como asumió recientemente su representante, Pedro Aldave.

Cardozo fue contratado por el Benfica a cambio de 11,5 millones de euros pagados al Newell's Old Boys argentino en 2007 y se convirtió en uno de los fichajes más caros de la historia del club dos veces campeón de Europa (1961 y 1962).

Desde su incorporación al coloso luso, venció una Liga (2010) y tres Copas de Liga, un título menor que ganó en el 2010, 2011 y 2012, y se proclamó dos veces máximo artillero de la Liga portuguesa (2010 y 2012).