Top Five del Deporte Motor 2012

Actualizado el 30 de diciembre de 2011
ESPNdeportes.com

Sebastian Vettel
AP

1) SEBASTIAN VETTEL


El alemán se convirtió en el tricampeón más joven de la historia de la Fórmula Uno, al ganar de manera ajustada el título tras una larga batalla con el español Fernando Alonso. Lo hizo con un sprint final inapelable, en el que de las últimas siete carreras ganó cuatro, fue segundo en una, tercero en otra y sexto en el GP de Brasil, donde con esa posición le alcanzaba para coronarse.

Es cierto, perdió cierto brillo con respecto a la temporda pasada, donde casi se había paseado hacia el título. Tuvo todo el año el mejor auto de la grilla. Pero le agregó una solidez mental digna de un veterano, y una gran determinación para sacar adelante algunos momentos complicados, como la sanción que lo obligó a partir desde el último puesto en Abu Dhabi, donde finalizó tercero.

"Con el mejor auto cualquiera es campeón", le achacaron algunos. Que le vayan a preguntar a su compañero Mark Webber, que con el mismo coche tuvo una temporada olvidable.


Sebastien Loeb
AP

2) SEBASTIEN LOEB


Obtuvo su noveno -sí, ¡noveno!- título consecutivo en el Mundial de Rally. No le dio chances a nadie y todo fue como un cuento de hadas, porque este año se aseguró la corona dos carreras antes del final, en el rally de su casa, Francia. Pudo terminar, bajarse del auto y festejar con los suyos.

Tuvo ocho victorias sobre 13 carreras que integraron la temporada. En asfalto, tierra, piso seco, mojado, con frío y con calor. Ganó en todas las condiciones a bordo de su Citroen DS3.

Anunció que este fue el último campeonato que correrá entero. Un retiro encubierto. El próximo año participará sólo de algunas pruebas, sin pretensiones de pelear el título. Los organizadores de la categoría están preocupados.

Fracasaron todos estos años en encontrar una figura para contraponerle. ¿Mejorarán la puntería a la hora de hallar una que lo reemplace?


Fernando Alonso
AP

3) FERNANDO ALONSO


Una gran parte del ambiente de la Fórmula Uno lo consideró el mejor piloto del Mundial. Algo que muy rara vez ocurre con un piloto que no se quedó con el título. Pero el español lo hizo posible esta temporada porque, con un auto bastante inferior, le presentó batalla hasta la última carrera al alemán Sebastian Vettel.

Alonso excedió por mucho la mera condición de 'piloto'. Para su escudería, Ferrari, fue todo: estratega, motivador, organizador, ingeniero sin diploma, jefe de equipo. Todo.

El especialista Martín Urruty escribió en un momento del año que el Mundial 2012 se había convertido en la pelea entre un piloto -Alonso- y un equipo -Red Bull-. La disputa se definió a favor de la organización austríaca, pero apenas por tres puntos y recién en el GP de Brasil, donde el ibérico estuvo realmente muy cerca de arrebatarle el título.


Jorge Lorenzo
AP

4) JORGE LORENZO


El español comenzó la temporada con una sola cosa en la cabeza: Recuperar el cetro de Moto GP que el australiano Casey Stoner le había arrebatado en 2011.

Había terminado con bronca el año pasado. Venía de ganar en 2010 su primer título y creía que era el momento para consolidarse como gran dominador de la categoría reina del motociclismo mundial. Pero Stoner se interpuso en sus planes, y dio por tierra con ellos.

Algunas cosas habían cambiado respecto a aquel dorado 2010. Valentino Rossi ya no era su compañero de equipo, por ejemplo.

Los campeones están hechos de mucho más que de talento. Y el oportunismo es uno de esos ingredientes menos reconocidos. Lorenzo lo tiene. El australiano de Honda tuvo una lesión a mitad de temporada que lo dejó afuera de la lucha por el título. Y el español no iba a dejar la oportunidad.

Con su gran rival fuera de carrera, Lorenzo agarró la punta de la tabla de posiciones y no la largó más. Un nuevo festejo con la escudería Yamaha. Y otra vez en pie la ilusión de retomar aquel sueño de ser el emperador de la categoría.


Stephane Peterhansel
Getty Images

5) STEPHANE PETERHANSEL


La calificación de 'carrera más difícil del mundo' está muy generalizada en el ambiente del off road a la hora de hablar del Rally Dakar. Pero hay unos pocos que no están de acuerdo. El francés Stephane Peterhansel es uno de ellos. En esta temporada lo ganó por décima vez, cuarta en categoría autos.

Retomó la senda del triunfo tras cinco años, en los que pasaron muchas cosas. Por ejemplo, la prueba se mudó de África al continente americano. "Empezaba a dudar, a sentirme mayor, a sentir que ya no rendía igual o que no estaba hecho para Sudamérica, y al final todo nos sonríe", comentó entre festejos, apenas terminado el Dakar 2012.

Peterhansel le dio nueva vida a un mote que le habían puesto hace años, pero estaba algo olvidado: 'Monsieur Dakar'.