Dos es mejor que uno

Los Yaquis lograron el bi campeonato en la Liga Mexicana del Pacífico

Actualizado el 1 de enero de 2013
Rubén Castro Por Rubén Castro
ESPNdeportes.com
Archivo

Liga Mexicana del PacíficoYaquis de Ciudad Obregón
Los Yaquis de Ciudad Obregón conquistaron el bicampeonato, ganando su tercer título en cinco campañas y seis en su historia, al barrer en cuatro juegos en la Serie Final de la Liga Mexicana del Pacífico a los Algodoneros de Guasave, que alargaron a 40 campañas su sequía sin ganar un campeonato.

Yaquis disputó su novena final en la historia y colocó sus números en 5-4 --su otro título lo obtuvo en 1965-66 cuando no existían los playoffs--, mientras que los Algodoneros disputaron la cuarta en su historia y tercera en las últimas seis temporadas.

Los Yaquis terminaron el rol regular con marca de 37-31 y 11 puntos y tuvieron como rivales en la primera ronda de playoffs a los Algodoneros, a quien vencieron en seis partidos. Después en la semifinal ganaron en cinco cotejos a los Águilas de Mexicali.

Por su parte, Guasave acabó con 29-39 y 11 puntos, y superó la primera ronda como mejor perdedor por segundo año seguido y de nuevo se topó con los Tomateros de Culiacán en la semifinales, a los que venció en seis juegos para llegar a la final.

El dominicano Eddie Díaz repitió como manager de los Yaquis y se convirtió en el primer manager extranjero en la historia de la LMP en ganar finales consecutivas y en el sexto en ganar campeonatos al hilo después de Manuel Magallón, Virgilio Arteaga, Benjamín "Cananea" Reyes, Francisco Estrada y Juan José Pacho.

Al igual que un año antes, la serie arrancó el 21 de enero en el Estadio Tomás Oroz Gaytán, de Ciudad Obregón y los Yaquis se llevaron la victoria por 3-2 y al día siguiente repitieron 6-5 para irse con ventaja de 2-0 a Guasave, donde ganaron los siguientes dos 6-4 y 19-0.

En el juego de 19-0 los Yaquis igualaron una marca al anotar 11 carreras en una entrada -- la séptima -- y establecieron marca del partido de mayor carreraje contra cierre. Luis Alonso Mendoza, Rafael Rodríguez, Rolando Valdez y Marco Carrillo se llevaron las victorias y Adrián C. Ramírez, Alan Guerrero, Walter Silva y Francisco Córdoba cargaron con las derrotas.

Sergio Contreras fue el Jugador Más Valioso de la Serie Final al batear para .444, con ocho hits en 18 turnos legales, con cinco carreras anotadas, un doble, par de jonrones y siete carreras remolcadas. Luis Ignacio Ayala salvó los tres primeros partidos para igualar la marca de más rescates en una final.

Juan Francisco "Chico" Rodríguez fue elegido como el Manager del Año por la prensa especializada, al llevar a Águilas de Mexicali a 40 triunfos y 28 derrotas en el rol regular, sumando 12.5 puntos.

En el rol regular, el ahora jugador de los Dodgers de Los Angeles, Luis Alfonso "Cochito" Cruz fue el Jugador Más Valioso con los Tomateros de Culiacán al batear para .340, con 83 hits, 17 dobles, 17 jonrones y 47 carreras remolcadas, además de 41 anotadas.

El dominicano Sandy Madera se llevó su segundo título de bateo en tres campañas, al compilar .366 de promedio con 78 imparables en 213 turnos legales. Un año antes Madera perdió el título de bateo debido a la regla de anotacioón 10.23 que le dio el cetro a Eduardo Arredondo.

Andrés Iván Meza, también de los Tomateros, fue el Pitcher del Año al terminar con marca de 8-1, la cifra máxima en ganados, y terminar segundo en efectividad con 2.54. Como visitante tuvo marca de 6-1.

Por vez primera desde 1993-94, los Venados de Mazatlán tuvieron en sus filas al Novato del Año, al recaer el premio en el mazatleco José Manuel Orozco. Pegó 51 hits, 8 jonrones y produjo 25 carreras, además de batear para .271 con ocho dobles y 28 carreras anotadas.

El cubano Bárbaro Cañizares hizo historia con los Yaquis de Ciudad Obregón al llevarse el cetro de jonrones con 20, convirtiéndose en el primer jugador en la historia del equipo en llegar a dicha cifra.

En la Liga Mexicana de Béisbol (verano), los Rojos del Águila de Veracruz se llevaron su primera corona en 42 años, al ganar la Serie del Rey en siete emocionantes partidos a los Rieleros de Aguascalientes.

Los Rojos del Águila regresaron a Veracruz abajo en la serie por 2-3 y ganaron los últimos dos partidos. El pitcher dominicano Lorenzo Barceló fue el Jugador Más Valioso de la Serie Final al ganar par de partidos lanzados 14.1 entradas admitiendo una sola carrera. Humberto Sosa también destacó al batear .360, con tres jonrones y 11 carreras producidas. Jorge Guzmán pegó un jonrón y produjo 10 anotaciones.


Rubén Castro cumplió 20 años de carrera como reportero y editor, trabajando en importantes periódicos como El Norte (Monterrey) y La Opinión (Los Angeles). Colaboró en otros medios como El Imparcial (Hermosillo) y La Afición (México). Ha cubierto Series Mundiales, Series del Caribe, Liga Mexicana de Béisbol, Liga Mexicana del Pacífico, Ligas Pequeñas, Clásico Mundial y torneos internacionales amateurs. Consulta su archivo de columnas.