"El Seven da mayores condiciones"

Actualizado el 7 de enero de 2013
Por Ezequiel Morales
Scrum.com

Javier RojasUAR
BUENOS AIRES -- A Javier Rojas, la novedad lo encontró veraneando en Mar del Plata. El tucumano se había tomado unos días junto a cinco amigos de su club, Universitario, y el llamado de Andrés Romagnoli, head coach de Los Pumas 7's, fue la primera gran noticia del año: será parte del plantel que disputará los torneos de Wellington y Las Vegas, por la cuarta y quinta etapa del Circuito Mundial de la IRB. "El Pájaro me llamó y me contó lo que sería el viaje, que la idea es ir probando jugadores de cara al Mundial de este año", le contó el centro a Scrum, desde la ciudad balnearia.

Allí, Rojas ya comenzó los trabajos físicos del plan de entrenamiento que la UAR le pasó para ir agarrando ritmo de cara a la concentración con el resto de los jugadores. Luego, a partir del 17 de enero, viajará hacia Buenos Aires para estar a las órdenes de Romagnoli y para el repaso final previo al primer duelo de 2013: el Seven de Viña del Mar, que se llevará a cabo el sábado 19 y domingo 20 de enero y donde participarán de la "Copa 4 Selecciones" frente a los seleccionados de Brasil, Uruguay y Chile.

-Es una gran noticia para comenzar un año, ¿cómo tomaste el llamado para Los Pumas 7's?
- Me estoy preparando porque es algo nuevo, tratando de entrenar a full. Quiero llegar de la mejor manera. Lo bueno de este torneo es que no me afecta con el calendario del XV. No le había contado a casi nadie, porque eran posibilidades y le expliqué eso a los más cercanos.

-¿Cómo es la relación con el resto del plantel?
- El ambiente de Seven es muy bueno. A la mayoría los conozco y me llevo muy bien, son grandes personas, porque alguna concentración ya me ha tocado compartir con ellos. Durante 2011 estuve en varias pero nunca llegué a ser parte del grupo que viajó a los torneos. Esta es la primera vez que me toca ser parte del plantel definitivo.

-¿Y qué creés que cambió en tu juego para que ahora sí se te haya dado?
- La verdad ni idea (risas). Yo lo que trato de hacer es seguir creciendo en todo, de ser lo más polifuncional posible. El resto queda en la apreciación de los demás.

Javier Rojas será, junto a Ramiro Moyano, de Lince Rugby Club, y Matías Orlando, de Huirapuca, uno de los representantes de su provincia en el equipo argentino. Con 36 puntos, el conjunto se encuentra en la séptima posición del ránking de la temporada, detrás de Nueva Zelanda (60), Francia (46), Fiji (44), Sudáfrica (41), Samoa (39) y Kenia (37).

-¿Cuál sería para vos un buen retorno a casa luego de concluída esta etapa?
- Claro que me gustaría que saliéramos campeones, pero lo que más quiero es que me vaya bien. Vengo de un año que fue muy bueno, en el que estuve en todas las convocatorias, y a veces uno regresa cansado después de los viajes. Pero cada llamado significa que se te renueven las ganas de seguir creciendo, porque me siguen teniendo en cuenta.

-¿Hay cosas del rugby de XV que puedan aplicarse en el Seven, y viceversa?
- Según, porque en Seven se aprende mucho más y te da mayores condiciones. Para ser buenos jugadores de este tipo de juego se requiere hacer de todo un poco. Hay que poseer una mayor resistencia, saber pasarla con mayor efectividad, ser bueno en defensa. Es que hay que suplir a los compañeros que uno tiene en el XV, y que en un Seven no están.

Con la cabeza metida en la especialidad, Javier Rojas comienza un año lleno de desafíos.