¿Quién lo merece más?

Cuatro franquicias de la NFL se disputan el codiciado título del "Equipo de América"

null
Por Redacción
ESPN.com

BRISTOL -- El título del "Equipo de América" es uno de los más disputados en la NFL, aunque no cualquier club puede considerarse merecedor.

Los Cowboys, Steelers, Packers y Patriots tienen méritos suficientes para aspirar al título, así que en ESPN.com les pidieron a Matt Mosley, James Walker, Kevin Seifert y Tim Graham que presentaran el caso para cada uno de estos clubes. Pueden sumar sus votos al debate aquí.


LOS ORIGINALES
Por Matt Mosley

Al recopilar una serie de jugadas destacadas para un video de los Dallas Cowboys de 1978, NFL Films necesitaba una frase llamativa. El entonces editor en jefe del programa, Bob Ryan, ha sido acreditado por inventar la frase de "Equipo de América".

El entrenador en jefe de los Cowboys, Tom Landry, se resistió al título en un principio, porque proveería a los equipos oponentes con más incentivo para enfrentar a los Cowboys. Pero un incomparable genio del mercadeo, Tex Schramm, presidente del club, se enamoró del título y quedó complacido cuando se lo mencionó en una transmisión televisiva de la CBS al inicio de la campaña del 1979.

La sobresaliente consistencia de postemporada de los Cowboys durante la era de Landry ayudó a justificarlos como el "Equipo de América"; mientras que Schramm se encargó del lado del negocio, asegurándose de que los Cowboys jugaran en partidos de cartelera como el Día de Acción de Gracias y los lunes por la noche.

Ya sea que los ames o odies, los Cowboys siguen siendo una de las franquicias más polarizantes en la NFL. Aún durante los años de las vacas flacas de finales de los '90 y principios de la década actual, las televisoras seguían disputándose los derechos de los partidos de los Cowboys. Por eso es que río cuando la gente habla de cómo los Steelers o Packers deberían contender por el título del "Equipo de América".

No creo que Art Rooney quisiera todo eso en Pittsburgh. Él quería que los Steelers fueran el equipo de Pittsburgh. Y eso es exactamente lo que sucedió. Aficionados de Green Bay y Pittsburgh viajarán a lo largo y ancho del país para ver a sus equipos. Y cuando hablas con ellos en los estacionamientos, te percatas de que la mayoría viene de esas áreas.

Es diferente con los Cowboys. Te apareces en el vestíbulo de un hotel en el centro de Charlotte, North Carolina, y hay 400 aficionados de los Cowboys esperando. Quizás sólo un puñado de ese grupo hicieron el viaje desde Dallas.

Ningún equipo de la NFL posee una red más amplia que los Cowboys en términos de afición. Y es por ello que los Cowboys siguen siendo el verdadero "Equipo de América".


112,000 RAZONES A FAVOR DE LOS PACKERS
Por Kevin Seifert

Hay muchos modos de descalificar a los Green Bay Packers como el "Equipo de América", pero hay 112,000 razones para reconsiderar.

Ciertamente, los Packers no calificarían como el "Equipo de América" si nos basáramos en los puros números. Green Bay es la ciudad Nº 260 más grande de los Estados Unidos de América (con una población apenas por debajo de los 101,000), y los Packers generan su base de aficionados en el mediano estado de Wisconsin. Intuitivamente, es difícil imaginar a sus fanáticos superar a aquellos de los Dallas Cowboys o Pittsburgh Steelers.

También es sencillo comprender por qué más personas alrededor del país se identifican con los Cowboys o Steelers. Green Bay es conocido como "Titletown" y los Packers han ganado la mayor cantidad de títulos en la NFL, con 12 campeonatos, pero 11 de ellos llegaron antes del ascenso de la popularidad del deporte gracias a la televisión. Desde la fusión en 1970 de la NFL y AFL, los Packers tienen sólo un título: el Super Bowl XXXI después de la campaña de 1996.

Los Packers, sin embargo, representan a la clase media de los Estados Unidos de América como ningún otro equipo de la NFL. Son un negocio pequeño que pertenece a los ciudadanos, representan una verdadera propiedad cívica, una que requiere no sólo responsabilidad pública, sino una interacción sustantiva con los aficionados. Fundados como una organización sin fines de lucro por una editora de diarios, los Packers son ahora propiedad de 112,120 accionistas, quienes poseen unas 4.75 millones de acciones. Un comité de siete miembros ejecutivos, elegidos por la junta de directores y compuesto en su mayoría de residentes locales, opera el club.

Cada verano, los directivos del equipo preparan un reporte completo a los accionistas en Lambeau Field. A diferencia de cualquier otro equipo, los ejecutivos de los Packers deben explicar sus estrategias y responder preguntas. Los accionistas no tienen derecho de voto, así que no pueden influenciar las decisiones deportivas. Pero ninguna afición presenta una conexión más significativa con su equipo.

Algunos podrían considerar todo esto como la máscara de una subsidiaria parte de una liga conducida por las ganancias. Pero en la era de los estadios de miles de millones de dólares y liderazgo aislado, los Packers se parecen más a los Estados Unidos de América que ningún otro equipo de la NFL.


LOS TROFEOS DAN LA VENTAJA A LOS STEELERS
Por James Walker

En este histórico periodo de grandes cambios, es tiempo de que la NFL reconsidere sus opciones.

Y debemos empezar otorgando a los Pittsburgh Steelers la etiqueta del "Equipo de América".

La versión actual --los Dallas Cowboys-- ya no merecen este distinguido título. Durante su reinado han tomado decisiones horribles, gastado de más, y se han desempeñado pobremente (cero victorias de playoffs desde el 1996).

Mientras tanto, los Steelers son lo que está sucediendo ahora, como campeones reinantes, y es lo que permanecerá a la larga con más campeonatos de Super Bowl (seis) que cualquier otra franquicia de la NFL.

Como mercado de ciudad pequeña, Pittsburgh lo ha hecho extremadamente bien en el sector privado. La familia Rooney provee tremendo liderazgo y se ha ganado el respeto y admiración del presidente Barack Obama, quien, por cierto aprobó este mensaje.

Si buscan consistencia, la ética de trabajo de Pittsburgh ha soportado la prueba del tiempo. Si encendemos los videos de los Steelers de los '70 o de los Steelers de hoy, verán al mismo equipo, con diferentes nombres en los dorsos de los jerseys.

Consideremos también esta cuestión importante: ¿quién estaría mejor preparado para ofrecer un discurso de la NFL que el entrenador en jefe de los Steelers, Mike Tomlin? Tiene la viveza y actitud para hablar frente a la afición dedicada de nuestro país. Los entrenadores de los Cowboys (Wade Phillips), Green Bay Packers (Mike McCarthy) y especialmente New England Patriots (Bill Belichick) pondrían a dormir a todos.

En el gabinete de Pittsburgh, estaría el experimentado Dick LeBeau, quien es perfecto para el rol de Secretario de la Defensa. El Departamento del Tesoro sería liderado por el gerente general de los Steelers, Kevin Colbert, quien es fenomenal sin gastar de más.

Todo mundo ama a un ganador, y Pittsburgh lo hace de manera respetuosa y con clase. ¿Qué podría no gustarle a los Estados Unidos de América?

La Nación Steeler es la mejor base de aficionados del país y se apodera de más ciudades oponentes que cualquier otro equipo en la liga. Si eso no suena como el "Equipo de América", entonces no sé lo que sea.

Lo único que falta es la etiqueta.

Dallas ha tenido su estadía como el enfoque principal de los aficionados del país. Ahora los Cowboys sólo son un equipo glamoroso que suele desempeñarse por debajo de las expectativas cuando lo más importante está en juego. New England no es muy querido fuera del área de Boston, y los Green Bay Packers son tan '60s.

Los Steelers tienen la mezcla perfecta de clase, tradición y éxito actual.

Así que votemos por el cambio.

Hagamos de los Pittsburgh Steelers la nueva versión del "Equipo de América".


ES LO PATRIÓTICO
Por Tim Graham

No todos se levantan de su silla para saludar al "Equipo de América".

Todas esas franquicias que califican para representar a una nación --New York Yankees, Dallas Cowboys, Los Angeles Lakers, Notre Dame Fighting Irish-- también están entre las más odiadas.

Para una buena porción de la población, el "Equipo de América" porta un sombrero.

Pero consideremos la capucha.

Los New England Patriots, con tres victorias de Super Bowl y cuatro títulos de la AFC, han sido dominantes en los pasados nueve años. Tom Brady es la imagen del mariscal de campo All-American, un líder bien parecido que lanza touchdowns y hace desmayar a las damas.

Una fórmula similar es lo que llevó a NFL Films a bautizar con el título original del "Equipo de América" a Tom Landry, Roger Staubach y el resto de los Cowboys hace unos 30 años. (Ted Turner se robó el apodo para sus Atlanta Braves, pero Biff Pocoroba no era ningún Golden Richards),

Es tiempo de rescindir el honor a los Cowboys y entregarlo a los Patriots. Los Cowboys son conocidos por malgastar y acaparar la atención sin entregar resultados. Los Patriots son considerados ampliamente como la organización más eficiente de la NFL. Su dueño, Robert Kraft, era un propietario de entradas de temporada que aspiraba a comprar el equipo algún día, y lo consiguió. El sueño americano y el capitalismo envueltos en uno.

Es más, los Patriots se formaron en Boston, alias "La Cuna de la Libertad", y punto crucial de la Revolución Americana.

Fueron un miembro original de la American Football League, que está celebrando su aniversario de oro este año.

Cambiaron su nombre a New England para reflejar su significado a una región donde arribaron los peregrinos. Algunos equipos, como Minnesota y Arizona, se han apropiado de estados completos. Los Patriots lo hicieron con seis.

Los Patriots portan rojo, blanco y azul. Cuando anotan, soldados se alinean detrás de las diagonales y disparan sus carabinas al aire.

Son amados. Son odiados. Dan mucho de qué hablar a los aficionados al deporte. Ganan.

Son llamados los Patriots, por Dios.

¿Qué puede ser más americano que eso?