Howley recuperó la sonrisa

Actualizado el 19 de febrero de 2013
Por Fernando Spannaus
Scrum.com

Rob HowleyGetty
CARDIFF -- ¡Cuánto cambia un resultado las cosas! Hasta el clima, pues luego del triunfo ante Francia por la segunda fecha del Seis Naciones la primavera se instaló en Gales y hace días que no llueve. Se ve un Rob Howley sonriente y su capitán Ryan Jones, reemplazante en ese honor de Sam Warburton, con una actitud muy distinta a la de tres semanas atrás.

Sin entrar en demostraciones exultantes, el entrenador enumeró las buenas noticias antes del partido contra Italia y la mejor de esas es la presencia de los experimentado Alun Wyn Jones y Sam Warburton entre los reservas del Dragón para el próximo duelo en Roma.

"El rugby es un juego de 23 hombres en estos días y el impacto que pueden tener es inmenso", confesó el DT, en la conferencia de prensa del anuncio del equipo. Autocrítico también al referirse al juego desplegado en los dos partidos anteriores, aclaró que necesitan "empezar mejor el encuentro si quieren ganar contra el muy ordenado Italia y marcar puntos en los primeros minutos con mucha disciplina, y es fundamental sacarle la pelota a los azurri".

Otra novedad es el lugar donde se jugará, porque será la primera vez de Gales en el Olimpico y el capitán se refirió a los grandes escenarios como un "nuevo reto" y un "aliciente" porque poder jugar frente a más de 70 mil espectadores no es cosa habitual. Y encontrar nuevos retos, ya con 70 caps, no es común. "La participacion de los equipos italianos en la Liga Celta hace que no haya tanto misterio, competimos todas las semanas y ya nos conocemos más. Los que no participan ahí lo hacen en Francia o Inglaterra, lo que los convierte en un equipo que puede jugar muy bien como lo demostraron ante Francia hace dos semanas", aseguró Jones.

Con respecto a la posible ausencia de Sergio Parisse, quien vio la roja en el último partido de Stade Francais y no estará disponible para Jacques Brunel, tanto Howley como Jones admitieron que "es una gran perdida para los italianos", pero que ellos están preparando el partido contando al capitán entre los XV.

"El tener el equipo definido por dos semanas nos ha permitido tener seis prácticas completas cosa que no sucede muy a menudo y por eso lo manejé así", declaró Howley.

"Así como tuvimos una larga racha sin perder que nos llevó a un Gran Slam y ocho partidos sin ganar, sabemos que una victoria no es suficiente y que la lucha por retener el título está abierta", finalizó el DT.

Y a diferencia de las últimas conferencias, Howley dejó la sala con una sonrisa, que parecía haber perdido.