Dodgers son candidatos en el Oeste

null
Por Mark Saxon
ESPNLosAngeles.com

Zack Greinke, Ryu Hyun-Jin
Getty ImagesZack Greinke y Ryu Hyun-Jin se suman a una excelente rotación
LOS ÁNGELES -- La juerga de gastos de Los Angeles Dodgers, que sólo podrá ser interrumpida por la muerte térmica del universo, continuó de gran manera este fin de semana con su reportado acuerdo con el abridor agente libre Zack Greinke y la firma del zurdo coreano Hyun-jin Ryu, quien había ganado los derechos de negociación a través del sistema de emplazamiento. Greinke les da uno de los mejores abridores número 2 en el juego, un as en la mayoría de las rotaciones, mientras que Ryu se unirá a la parte trasera de la rotación del equipo, pero eventualmente podría terminar en el bullpen.

Greinke fue el principal abridor agente libre disponible en la temporada baja y su reportado contrato de seis años, $147 millones -- ahora el más alto para un derecho -- fue impulsado probablemente por tres factores. Uno, los Dodgers están operando su sistema monetario propio e independiente del Tesoro de los Estados Unidos, inspirados sin duda por mi tatara-tatara-tatara-tío John. Dos, Greinke fue, por mucha ventaja, el mejor abridor disponible en la agencia libre este año, el único que tiene incluso la posibilidad de registrar una temporada de 6 de WAR. Si querías un as, era Greinke o nada, con el siguiente grupo de brazos luciendo más como hombres del medio de la rotación. Tres, tal vez lo más importante de todo, los equipos de béisbol están nadando en dinero en efectivo, sin ningún otro lugar para ponerlo que no sea en su lista de Grandes Ligas.

La acuerdo colectivo vigente (CBA) redujo el gasto en talento amateur pesar de que el valor de ese talento ha ido en aumento. Si no se puede poner todo este dinero extra en sortero de la Regla 4 o en América Latina, lo vas a emplear en mejorar el club de Grandes Ligas -- a menos que usted sea dueño de los Miami Marlins, en cuyo caso lo vas a poner en tus bolsillos.

Nunca he comprado el argumento de que la historia de Greinke de trastorno de ansiedad social y depresión le hace una mala elección para un gran mercado -- hay una broma por hacer acerca del número de terapeutas existentes en Los Angeles -- y me alegro de ver que los Dodgers tampoco lo compran. Greinke es capaz de lanzar a un alto nivel en cualquier mercado, y es una apuesta inusualmente buena que se mantendrá saludable porque su entrega es de bajo esfuerzo y tiende a controlar su propio ritmo durante los juegos, preservando su mejor repertorio para situaciones de mayor empuje. Es probable que ningún abridor supere el contrato que Greinke acaba de conseguir, pero tiene una mejor oportunidad que la mayoría de que se vea bien al final, al igual que Mike Mussina con sus siete años de contrato con los New York Yankees.

He recibido reportes muy diversos sobre el potencial de Ryu aquí en las Grandes Ligas, que van desde el relevista a futuro abridor número 3. Me inclino más hacia el antiguo campamento basado en video que he visto y los detalles de su informe de escuchas, es un zurdo difícil, con un cambio de velocidad aniquilador, una recta entre promedio y por encima de la media y una bola rompiente periférica. Los Dodgers le dieron un contrato de seis años y $36 millones después de pagar una cuota de $ 25,7 millones de emplazamiento.

El par de firmar otorga a los Dodgers un superávit en su rotación, aun suponiendo Chad Billingsley asuma su destino y tenga una cirugía de codo y que Ted Lilly no está saludable tampoco. Aaron Harang y Chris Capuano no son lanzadores por encima de la media tampoco, pero podrían estar por encima del nivel de reemplazo para alguien en lo que es de hecho un contrato de año para cada uno. Los Dodgers no tienen que preocuparse por el dinero, al parecer, para que pudieran ponerse de acuerdo en pagar los salarios completos de los lanzadores y obtener a cambio un prospecto o un jugador marginal de grandes ligas.

Los Dodgers tienen el mejor equipo sobre el papel de la división en este punto, no sólo debido a su temporada baja, sino debido a la posibilidad de tener a Matt Kemp completamente saludable por primera vez desde abril. Los San Francisco Giants se movieron para traer de vuelta el mismo equipo que ganó la Serie Mundial en el 2012, pero no han actualizado la lista en ningún lugar, con muy poca ventaja en su alineación en este punto y sin Melky Cabrera en el jardín izquierdo.

Aunque resulta un anatema para el modo en que el gerente general Brian Sabean ha manejado este club, podría tener sentido para los Gigantes tratar de negociar con Madison Bumgarner, quien parecía fatigado al final de la temporada, por un bateador joven. Bumgarner tiene cinco años bajo control de equipo por $35 millones en salario total, con dos opciones del club más allá de eso.