Mal de Europa

Ninguno de los italianos que juegan en Europa logró ganar en esta fecha de Serie A

Actualizado el 20 de febrero de 2013
Federico Manfredo Por Federico Manfredo
ESPN.com
Archivo
Dura derrota de Inter en Florencia
Fiorentina, con dobletes de Ljajic y Jovetic, goleó 4-1 a un desconocido Inter, que perdió la chance de quedar 3º en Serie A.Tags: serie a, inter, fiorentina
Lista de videos video

ROMA -- Juventus, Nápoli Lazio e Inter son los cuatro italianos que, durante la semana, jugaron en alguna competición europea. De ellos, apenas el Burro logró sumar en la Serie A, la Cátedra de la Táctica, pero apenas un punto de local ante Sampdoria, desaprovechando una excelente ocasión para ponerse a dos distancias desde los bianconeri, quienes perdieron en la capital ante Roma.

Milan y Fiorentina, en cambio, sacaron lo máximo de esta jornada: el Diávolo venció y atrapó a Lazio en el tercer escalón, mientras que los violetas, superando en el enfrentamiento directo a los nerazzurri con una tremenda goleada por 4 a 1, se pusieron a apenas un punto desde el equipo de Stramaccioni y a dos desde la zona Champions. Atrás, Genoa, Cagliari y Siena sumaron importantes éxitos en clave permanencia, mientras que Pescara y Palermo se caen a pique y cada día más se acercan al descenso.

OCASIÓN PERDIDA
Juventus venía de dos grandes partidos, uno en campeonato ante Fiorentina y otro en Champions de visita a Celtic, en los que sumó dos bellos e importantes triunfos luciendo todo su poder.

Juventus vs. Roma
EFELíder y escolta se encuentran en Turín

Ante Roma, en cambio, se vio la peor cara de la Vieja Señora, que jugó tan desunida y desganada que el mismo Conte admitió que jugando así su equipo "puede perder con cualquiera".

Sin dudas el cansancio de los bianconeri fue una clave determinante en el desafío ante la Loba, pero mucha de la culpa en eso fue de Conte, sea porque el entrenador no supo aplicar una adecuada rotación sea porque, en fin de cuentas, protestando tanto por el calendario (pretendía un día más de descanso) sin pero luego cambiar a los protagonistas terminó por dejarle una coartada a sus muchachos en caso de derrota.

Sorpresivo, sin dudas, lo de los giallorossi, quienes pararon un inédito 3-4-1-2 muy bien aplicado y que frutó sin dudas más de lo esperado. De todas maneras, el problema de la Loba no es técnico ni táctico pero mental y, en ese contexto, raramente había fallado un partido importante en esta temporada, mientras que fatigó casi siempre a encontrar motivaciones y ganas ante los equipos chicos. Esperamos, así, otro tipo de match para constatar un crecimiento.

La derrota de Juventus, hija especialmente de las fatigas europeas (si bien, como decíamos, no sólo por eso) representaba una increíble chance para Nápoli, que podía ponerse a distancia de rebaso. Pero el Burro, también él condicionado por el peso sobre las piernas y sobre los nervios de su enfrentamiento en Europa League, no pudo superar al "catenaccio" de Sampdoria y tuvo que conformarse con un punto.

Lo que preocupa es que los celestes lucieron los mismos yerros del partido de la semana anterior, contra Lazio, como las posiciones invertidas de Insigne y Pandev y la total carencia de ideas en fase ofensiva, entre otras cosas. A todo eso, si igual debían llegar así, tanto valía jugársela con todo en Europa League en cambio de protagonizar un tremendo papelón, con una caída por 3 a 0.

Todo esto debe hacer pensar mucho a Milan, que en esta jornada ganó bien ante Parma, otra vez más con gran mérito de Mario Balotelli, pero que debe preocuparse por su inmediato futuro: queda claro que jugar en el continente le está pesando a todos y asó los rossoneri arriesgan mucho puesto que en esta semana recibirán a Barcelona.

Además, por más que la victoria haya sido merecida, el Diávolo ganó con un gol en contra y una jugada de pelota parada, un tiro libre magistral de SuperMario, mientras que atrás otra vez más concedió un tanto. En suma, la remontada está cumplida, pero ahora, durante las próximas 13 fechas, Milan deberá aguantar la tercera plaza y, por lo que se vio en el último periodo, le toca esperar que los demás hagan muy poco, como ocurrido en este inicio de 2013, para poder alcanzar tal objetivo.

LA PELOTA ES LA AMARILLA
Lo más curioso de la fecha fue el coro que los hinchas de Fiorentina le cantaron a los jugadores de Inter: sobre el final del match, con los violetas arriba por 4 a 0, la hinchada local cantó por varios minutos, a toda garganta, "la pelota es la amarilla", refiriéndose claramente al hecho de que su rival nunca la encontró. Una imagen que dibuja con fidelidad lo que se vio sobre el césped del Franchi, porque el Giglio simplemente le pasó por arriba al conjunto milanés, tanto que ya al final del primer tiempo podía estar arriba de cuatro o cinco goles, cosa que hubiese ocurrido de no ser por la maravillosa performance del pobre Handanovic.

Tanta diferencia suele deberse a un encuentro entre un equipo inspirado y que corrió como endemoniado y otro cansado y bastante desganado. Este fue un ejemplo de manual, porque Fiorentina, que es un gran equipo, jugó como nunca y todo le salió bien, en particular su variable e impecable interpretación táctica (el cuadro cambiaba esquema con facilidad y velocidad según como llegaba la jugada), mientras que Inter se vio totalmente trabado y realmente no le salió una.

Así los nerazzurri desperdiciaron una clamorosa chance para ponerse terceros y, de contra, no sólo fueron rebasados por Milan justo a una semana desde el clásico, sino que por encima le permitieron a los violetas regresar en la carrera.

Parma vs. Milan
EFEBalotelli tuvo una gran actuación en Milan

Ese mismo coro se hubiese podido escuchar 24 horas más tarde en otra ciudad toscana, Siena, puesto que el conjunto local apabulló a Lazio. No hubo toda esa diferencia técnica porque los albinegros no disponen de la calidad de la Fiore, pero el dominio fue neto y así por el segundo año consecutivo Siena puso castigar duramente al Águila (4 a 0 en la pasada campaña, 3 a 0 en esta).

Un resultado así ante el colero de la tabla no se puede justificar únicamente con el cansancio y, en efecto, lo del cuadro capitalino no fue físico cuanto mental. En efecto, los albicelestes fueron el más claro ejemplo de que los equipos italianos sufren el hecho de jugar dos competiciones al mismo tiempo con la cabeza y los nervios.

Los muchachos de Petkovic llegaron totalmente vaciados de motivaciones, ganas y empuje anímico: así no corrieron, no estuvieron atentos y protagonizaron un papelón.

TODO LO DEMÁS
Muy bien lo de Catania, realmente, que se sigue trepando con todo y ahora se ubica a cuatro puntos desde la zona Europa League y apenas cinco desde la Champions. La esperanza es que los sicilianos, ahora que ya tienen asegurado el objetivo primario de la permanencia, no mermen y sigan jugando con esa gran calidad lucida hasta el momento.

De los del medio, solamente Roma, con mucha suerte y una religiosa abnegación al trabajo podría regresar en carrera para conquistar un puesto continental a través de la tabla (aún tiene la Coppa Italia para poder clasificar a la Europa League) pero, como decíamos antes, son otros los "test" que podrán darnos indicaciones más claras respecto a los giallorossi.

Por el resto, Udinese, Parma y Torino siguen en el bien camino para salvarse con anticipo así como Sampdoria, si bien toca decir que la actitud tan amarga de los dorianos en las últimas fechas nos preocupa (y molesta) bastante.

Bien Cagliari, que con un importante triunfo en un enfrentamiento directo se trepó y al mismo tiempo lo hundió a Pescara, equipo que llega de seis derrotas al hilo y que, en ausencia de episodios afortunados y particularmente favorables, está mostrando todos los límites que le veíamos al inicio de la temporada.

Ahora el Delfino fue atrapado por Siena, que de no ser por la penalización de seis puntos estaría afuera de la zona descenso. Lo de los albinegros es realmente encomiable, porque están jugando bien y porque encontraron un gran delantero en el mercado de invierno: Emeghara, con 4 goles en 3 partidos, mantiene el ritmo nada menos que de Balotelli, quien tiene un costo siete veces mayor y anotó con dos penales y un tiro libre, mientras que el nigeriano no pateó ni una vez en jugada de pelota parada.

Con un goleador así el cuadro de Iachini suma excelentes posibilidades de salvarse, si bien el éxito de Genoa le complica las cosas porque lo mantiene a cuatro distancias desde la zona permanencia.

Vale la pena subrayar el buen trabajo de Ballardini, quien supo motivar a un equipo que finalmente encontró unidad y espíritu de conjunto. Admitimos que no nos había convencido su designación, pero evidentemente, por cuanto demostrado hasta el momento, nos equivocábamos. No tanto por los resultados, sino por lo que decíamos antes, osea que finalmente el Grifo es un equipo.

Por último pésimo lo de Palermo, aún incapaz de vencer lejos de casa, ni cuando pasa en ventaja, y que sigue sin mostrar ningún tipo de argumento como para poderse salvar. Eso con todo que su plantel dispone de una calidad superior a la de casi todos los cuadros de la segunda mitad de la tabla.

LOS NÚMEROS
Fueron solamente 21 los tantos anotados en esta vigésimo quinta jornada de la Cátedra de la Táctica, lo que nos deja con un promedio algo negativo de 2-1 goles por desafío.

De esos, 15 fueron locales y 6 visitantes, lo que subraya que fue una fecha favorable para los anfitriones: en efecto, en diez partidos de contaron siete éxitos internos, dos nulos (un 0 a 0, entre Nápoli y Sampdoria) y apenas una conquista externa.

Algo negativo el aporte hispanoamericano, con apenas tres goles y una figura de la cancha. Sergio Almirón tuvo el doble mérito, anotó y fue el mejor de su enfrentamiento, mientras que los otros tantos fueron de Germán Denis, quien anotó de penal, y Mauro Formica.

LA PRÓXIMA FECHA
La jornada 26 de la Serie A se abrirá el sábado 23 a las 14:45 ET con el match entre Palermo y Genoa, en programa en el estadio Barbera.

La fecha seguirá el domingo con el desafío entre Sampdoria y Chievo, que se disputará en el Marassi de Génova a las 6:30 Et, para seguir dos joras y media más tarde con el siguiente fíxture: Atalanta vs. Roma (Atleti Azzurri d'Italia), Bologna vs. Fiorentina (Dall'Ara), Cagliari vs. Torino (Is Arena), Juventus vs. Siena (Juventus Stadium) y Parma vs. Catania (Tardini).

El último encuentro del domingo será el súper-clásico ente Inter y Milan, claramente en San Siro a las 14:45 ET, mientras que la fecha se cerrará el lunes, día en el que se disputarán dos partidos: primero Udinese recibirá en el Friuli a Nápoli, a las 13 ET, mientras que dos horas más tarde Lazio y Pescara de se enfrentarán en el estadio Olímpico de esta capital.


Federico Manfredo nació en Buenos Aires, pero vive en Italia desde 1998. Allí comenzó su carrera periodística, en medios radiales y televisivos. Desde setiembre de 2009 es el corresponsal en Italia de ESPNdeportes.com. Consulta su archivo de columnas.